¿Por qué dicen que el gin tonic es el rey de la coctelería?

¿cómo se hace, qué sabor tiene y qué alcohol lleva? Te contamos todo lo que tienes que saber del gin tonic, un cóctel que nunca pasa de moda.

La ginebra lleva varios años como tendencia en la coctelería mexicana. Esta bebida es una de sus clásicas más representativas y fáciles de preparar. ¡Te invitamos a disfrutar de un buen gin tonic!

Origen del gin tonic

La ginebra es holandesa, quién lo hubiera pensado. Cualquiera diría que el “gin” es el destilado insignia de Inglaterra; pocas cosas son más inglesas que un buen “gin tonic”.

Además, la gran mayoría de las ginebras famosas que vemos desfilar por el mundo provienen del Reino Unido, por lo que es muy normal suponer que este destilado es más inglés que el reloj Big Ben.

Pero pues no es así, la historia relata que fueron los holandeses quienes descubrieron la ginebra cuando enfrentaban la Guerra de los 30 Años en el siglo XVII.

En Inglaterra vieron cómo los soldados holandeses bebían “gin” para tomar valor antes de entrar en batalla, y así fue como surgió la idea de hacer y beber “gin”. Y los ingleses, que tienen fama de ser siempre bien hechos, lograron darle la identidad que hoy tiene.

Otro detalle curioso que arrastra la historia es que la ginebra se utilizó con propósitos medicinales; se dice que la Marina Real inglesa mezclaba la ginebra con concentrado de lima para combatir el escorbuto; el licor de angostura asentaba el estómago en alta mar, y el agua tónica, la cual contiene quinina, era antimalaria.

Con tales beneficios cómo no tomar tantos gin tonic como se pudieran.

Te interesa: Beneficios de tomar un gin tonic

Con qué se hace el gin tonic: ginebra
Foto: Getty Images

¿Cómo se elabora la ginebra y cómo se toma?

Pasando a otros temas, la ginebra es para coctelería; no es para beberse derecha. Se pueden tomar “shots” de tequila, de mezcal, de algunos vodkas, como el “zubrowka”, el cual se bebe muy frío; escoceses y hasta bourbon se beben por sí solos en las rocas; pero la ginebra ha sido concebida para beberse mezclada.

Actualmente esta bebida está reconquistando los paladares, y de una manera muy seductora. Podemos ver que en muchos bares y restaurantes hay un interesante y novedoso desfile de marcas así como de botellas con hermosos diseños que contienen ginebra, la cual además se sirve en vasos y copas muy lucidoras; sin embargo, lo más valioso es la armoniosa combinación de botánicos con ella: hierbas aromáticas, frutos y especias que se combinan logrando un delicioso ensamble.

Ahora vemos pepinos, pétalos de rosa, gajos de toronja, romero y cardamomo flotando en distinta cristalería acompañando y enalteciendo la presencia de la ginebra.

Esa combinación es muy sabrosa y casi perfecta, ya que precisamente el método de elaboración de la ginebra consiste en destilar botánicos con alcohol neutro de grano.

En este aspecto la regla más importante es que dichos botánicos sean siempre naturales, y un experto destilador sabe cómo balancear el sabor del botánico para lograr un producto de extraordinaria calidad.

Por ello al saber combinar majestuosamente cada ginebra con algún botánico se logra un trago muy especial.

Todas las ginebras utilizan junípero (enebro) como su ingrediente base, y a partir de ahí es espléndido el surtido de ingredientes utilizados en las destilerías.

Algunas casas utilizan tres o cuatro ingredientes, mientras que otras llegan a emplear más de 30 en su fórmula, lo que hace una gran cantidad de variedades.

Cada destilería tiene su receta, ninguna ginebra es igual a otra, logrando un destilado cargado de sabores y aromas. Esto la hace una estupenda opción para mezclarla, obteniendo combinaciones que cautivan los sentidos.

Te interesa:

Gin tonic con pimienta rosa

Gin tonic de granada con menta

Cómo se hace un gin tonic
Foto: Getty Images

¿Cómo se prepara un gin tonic?

Todos los gins tienen tres ingredientes base: el junípero o enebro, que es un tipo de pino muy brillante, fresco, muy cítrico, con tonos como de lavanda.

Sin embargo, el gin tonic se puede preparar de diversas formas y sabores frutales, y prepararlo en casa puede ser más fácil de lo que imaginas.

Ingredientes:

  • Ginebra (lógicamente)
  • Hielo
  • Tónica
  • Algún cítrico: limón, lima, naranja…
  • Un vaso con la capacidad suficiente para hacer la mezcla

Procedimiento:

  1. Coloca el hielo en el vaso, con una cuchara de coctelería, mueve el hielo para enfriar la copa.
  2. Parte una rodaja de lima o limón, parte por la mitad e introduce una en el interior de la copa, con la otra frota el borde y exprime una gotas en el interior.
  3. Sirve de 50 a 60 mililitros de ginebra en la copa.
  4. Agrega la tónica suavemente, con la intención de no romper las burbujas.
  5. Por último, mezcla todos los ingredientes, removiendo ligeramente con la cuchara de coctelería.

Te interesa: El secreto para preparar el gin tonic perfecto

Tip: Procura servirlo bien frío para que su sabor sea más intenso.

Antes de irte:

Más allá del gin tonic: 9 recetas con ginebra que necesitas en tu vida

Isabel II comercializa su propia marca de ginebra

Alcohol: Los estragos de sus excesos en tu piel

La entrada ¿Por qué dicen que el gin tonic es el rey de la coctelería? se publicó primero en Esquire.